En Córdoba, Lavagna puso en duda una salida “a la uruguaya”Política 

En Córdoba, Lavagna puso en duda una salida “a la uruguaya”


Urtubey, Schiaretti y Lavagna, ayer Crédito: Consenso Federal

Ante industriales, dijo que será difícil reperfilar la deuda sin quita, como propuso Alberto Fernández

CÓRDOBA.-
Roberto Lavagna y
Juan Manuel Urtubey, candidatos a presidente y vice de
Consenso Federal, hicieron campaña en Córdoba buscando sumar votos de los descontentos con el presidente
Mauricio Macri. Almorzaron con empresarios, disertaron en la Universidad Nacional y mantuvieron diversas reuniones. Pero el exministro de Economía no desatendió a su rival del Frente de Todos: dijo que ve difícil un reperfilamiento de la deuda “a la uruguaya”, sin quita, como había deslizado Alberto Fernández.

“Si la economía arranca rápido, puede ser; si no, habrá quita. Es lo más probable”, dijo, e insistió en que desde afuera parece que se ve la realidad de la deuda con “más claridad que desde la Argentina y se descuenta que habrá una quita”.

“¿Quién de los acreedores va a confiar en la Argentina, un país de estafadores seriales -describió Urtubey-. No hay que pensar en una persona providencial, sino en recuperar la confianza con institucionalidad”.

La fórmula se reunió con el gobernador Juan Schiaretti, quien calificó a través de sus redes sociales de “cordial” el encuentro en el que “se intercambiaron ideas para la Argentina que viene”. Lavagna apuntó que el mandatario es “un viejo amigo de ambos”. “Siempre hemos hablado con mucha claridad. Respetamos su postura de manejarse con el sistema de boleta corta. Hoy la discusión tuvo que ver con cómo percibimos la situación del país que es muy compleja. Fue una reunión con muchas coincidencias”, dijo.

“Tenemos una mirada común con respecto a construir un país federal en serio. Se necesita poner a disposición de las fuerzas productivas una Argentina que pueda ir para adelante y salir de este modelo especulativo”, agregó Urtubey, quien mantiene un vínculo cercano con el cordobés. Fueron socios en Alternativa Federal, proyecto que se truncó con la salida de Sergio Massa y Miguel Pichetto.

En su exposición ante los empresarios, Lavagna enfatizó que Macri está tomando medidas que “hacía tiempo” se le reclamaban “a desgano y mal”. Planteó: “Cuando se trata de la gente, no hay fondos. Cuando se trata de pagarles a especuladores financieros, los fondos aparecen. Ponen primero las finanzas antes de la gente y lo lógico es que en un país con pobreza y hambre primero esté la gente”.

En varias oportunidades subrayó que no hay que “obsesionarse” con el tema fiscal: que hay que ordenar, pero “antes que seguir ajustando hay que empezar a crecer. Hay que usar la capacidad ociosa”.

Señaló que la “deformación de los precios relativos” es uno de los principales factores del retraso de estos ocho años en Argentina. “Fueron dos gobiernos, uno intervencionista y estatista y el otro ortodoxo, conservador. Pero ninguno de los dos logró que al país le fuera bien”.

Urtubey entiende que la crisis posiblemente se extienda todavía más, sin importar quién gane las elecciones. “La situación de fragilidad y vulnerabilidad es muy grande. En 2002 salimos relativamente rápido, pero ahora arrastramos ocho años de estancamiento: la recuperación llevará tiempo”.

Sobre el cepo, el exministro dijo que hoy es “una necesidad. Si no lo hubieran aplicado, nos habríamos quedado casi sin reservas. Ojalá se pueda sacar cuanto antes, pero hay que reconocer realidades, la política económica no se hace con ideología, se hace con realidades”. Respecto de las retenciones, indicó que hay que “transformarlas en impuesto a las ganancias”.

ADEMÁS

Articulos relacionados