Lisandro López entró y festejó: “Es lo que vine a buscar, lo que deseé siempre”Deportes 

Lisandro López entró y festejó: “Es lo que vine a buscar, lo que deseé siempre”

Hablar de Lisandro López es hablar de Racing. De un Racing ganador, de un Racing serio, de un Racing que está de pie. Y está de pie justamente por tipos como él. Por Milito, por el Chacho, por Blanco. Porque Racing la ha pasado mal, eh. Pero de un tiempo a esta parte todo es alegría. Dos títulos en un año, una hazaña para la Academia, que no conseguía algo así desde 1962, cuando ganó la Libertadores y la Intercontinental.

Por eso se entiende la felicidad de Licha tras el 2-0 y la obtención del Trofeo de campeones: “Significa más que mucho, muchísimo para mí. Es lo que vine a buscar, lo que deseé siempre, ganar con este club. Se lo dedico a todos”.

“Significa más que mucho, muchísimo para mí. Es lo que vine a buscar, lo que deseé siempre, ganar con este club. Se lo dedico a todos”

Raro para él, esta vez le tocó mirar gran parte de la final desde afuera. La molestia muscular (¿era un desgarro?) que lo marginó de los entrenamientos en el último tiempo hizo que Coudet se inclinara por Cristaldo para jugar contra Tigre.

“Pensé que no llegaba ni al banco”, dijo Lisandro, que no solamente llegó a ser alternativa sino que se dio el gusto de entrar unos minutos.

El Chacho lo mandó a la cancha a los 38′ de la segunda mitad y la gente enseguida reaccionó regalándole una (merecidísima) ovación. “Todos tenemos que apoyar desde el lugar que nos toque. Hacía 25 días que no me podía entrenar a la par del grupo”, comentó el capitán después del partido que le hizo conquistar su segundo título con el club.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados