Se vota cuando salga el sol: Ley de Emergencia lograría la media sanción pasadas las 5 de la mañanaPolítica 

Se vota cuando salga el sol: Ley de Emergencia lograría la media sanción pasadas las 5 de la mañana

La Ley de Emergencia impulsada por el Poder Ejecutivo se votará pasadas las 5 de mañana del viernes 20, de acuerdo a la lista de oradores anotados para exponer, que pasadas las 18 superaba los 135 diputados nacionales.

Así lo estimó el vicepresidente de la Cámara baja, Álvaro González (PRO), luego de que el oficialismo lograse el quórum en la Cámara alta para la jura de los 23 nuevos diputados. De esta forma, el Frente de Todos logró que más de 135 legisladores se sentaran en sus bancas y comenzó el debate de la ley de Emergencia Económica.

El primero en tomar la palabra, luego del homenaje a Leandro Despouy, fue el diputado del Frente de Todos Carlos Heller. El funcionario destacó que “uno de los primeros objetivos que tenemos por delante es desterrar el hambre, reducir la desigualdad y volver a crecer” y admitió que la propuesta “suena dramática, pero la realidad es dramática. No es una descripción exagerada”.

Siguiendo esa misma línea, el presidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda, Darío Martínez, consideró que “la emergencia no está plasmada en una hoja o en un proyecto, sino en la mesa de cada argentino, y esta es la deuda interna que ha dejado el estado con sus habitantes”.

Por su parte, el diputado nacional Luis Contigiani ratificó la posición del interbloque Federal al señalar que seguirá “trabajando para terminar con el tema del odio”, que “no hay república sin justicia social y que esa bancada “no se para en ninguno de los dos lados”.

Tras haber dado quórum para el tratamiento del proyecto, y con la firma en disidencia del dictamen de mayoría, aclaró: “Vamos a ir tomando posición y madurando la misma en el transcurso de esta sesión”.

“Estamos dispuestos a hacer un gran aporte, pero hay cosas que corregir”, añadió. Sobre ese punto, detalló: “Los pequeños y medianos productores no tienen nada que ver con los 10.000 productores que producen el 80% de la soja en la Argentina. No son ni oligarcas ni terratenientes, vayan a las provincias y lo van a entender”.

Al mismo tiempo, Nicolás del Caño, del Frente de Izquierda, reclamó “que la crisis no la pague el pueblo trabajador” y que, en cambio, “la paguen los grandes empresarios que la generaron”, al cuestionar el proyecto de ley de Solidaridad Social. “Ayer se cumplieron dos años de aquella escandalosa sesión en la que Cambiemos consiguió aprobar esa vergonzosa reforma previsional para robarle a los jubilados”, remarcó durante su discurso en el recinto.

En ese sentido, cuestionó por igual a Juntos por el Cambio y al Frente de Todos: “Parece que para las clases dominantes y sus partidos, las y los jubilados son ‘el problema’. Los que trabajaron toda la vida”. “Un jubilado o jubilada que cobra más de $19 mil tiene que ser solidario con los que cobran $14 mil mientras este mismo proyecto plantea la reducción de las retenciones a las mineras; y no le tocan un centavo a los bancos que fueron de los grandes ganadores”, agregó.

El ex candidato a presidente de la Nación volvió a cargar contra Juntos por el Cambio: “Qué hipocresía tiene Cambiemos al venirnos a hablar de que defienden a los jubilados; olvidándose del 25 % de poder adquisitivo que perdieron bajo el gobierno de Macri. Son unos caraduras”.

“La Ley dice que todo esto es para garantizar la sostenibilidad de la deuda pública. Es decir que esto es para pagarle a los especuladores sin siquiera investigar la deuda que contrajo Macri de forma completamente ilegítima”, concluyó.

El macrista Luciano Laspina, criticó el proyecto y aseguró que si se aprueba surgirán “jubilados de primera y de segunda”. “¿Alguien cree que se necesita una ley para subir las jubilaciones mínimas? Lo que quieren es congelar las jubilaciones superiores a la mínima: los veteranos de Malvinas, los adultos mayores, las pensiones no contributivas, de eso estamos hablando”, agregó.

En tanto, el titular del bloque de la Coalición Cívica, Maximiliano Ferraro, se sumó al rechazo de Laspina y destacó que “no vamos a permitir que se instale desde el punto de vista semiótico que esto es una ley de solidaridad para sacar a la Argentina adelante. Llamemos a las cosas por su nombre: esto es una clara ley de plenos poderes para que el Ejecutivo haga lo que quiera”.

El presidente de la UCR Alfredo Cornejo, criticó la propuesta del Frente de Todos “porque acá no hay tierra arrasada”, pero admitió que Juntos por el Cambio “no dejó las bases para empezar a crecer”. “Desde el radicalismo queremos rechazar este proyecto. Es violatorio de la división de poderes y del sistema constitucional argentino”, detalló.

Por su parte, la diputada del Frente de Todos (CABA) aseguró que “lo único que se les está pidiendo es que ganen un poco menos, que contribuyan un poco más a lo colectivo”. “Si los pibes hoy pasan hambre no tienen futuro. No hay manera de pensar en una sociedad que se cumplan los derechos si algunos no cumplimos con los deberes”, sostuvo.

El diputado nacional José Luis Ramón expresó el respaldo del interbloque Unidad Federal para el Desarrollo al proyecto de ley de Solidaridad Social, aunque expresó algunos reparos, como la duración de las emergencias propuestas en la iniciativa.

El jefe de la bancada que ayer firmó el dictamen de mayoría sin disidencias y que hoy aportó para la formación del quórum, marcó en su discurso una postura más dura: “Queremos que este proyecto de Ley tenga límites! Este proyecto necesita equidad”.

“La emergencia no puede ser solo de costos y rentabilidad, necesitamos que esta ley prevea el cuidado de la economía de la ciudadanía”, dijo el presidente del interbloque que integran también representantes de las fuerzas políticas que gobiernan Río Negro y Misiones.

En ese sentido, y para diferenciarse de otras bancadas, aclaró: “Representamos a los pueblos de nuestras provincias, no a las arcas de nuestras provincias”. El mendocino cuestionó a Juntos por el Cambio, al expresar que “hablan de la república y en estos dos años de gobierno, recurrieron a los DNU cuando había que reasignar partidas”.

Por último, llamó al oficialismo a reflexionar, porque “las emergencias no pueden ser de un año, tiene que ser de menos tiempo”. Con los votos del bloque del Consenso Federal el oficialismo se aseguró tener la cantidad de adhesiones necesarias para poder darle media sanción al proyecto; mientras que en el Senado se convertiría en ley el viernes luego de un acuerdo entre todos los bloques para tratar el proyecto sobre tablas para evitar sesionar entre Navidad y Año Nuevo.

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Articulos relacionados