en-medio-de-la-tension-por-los-precios,-juan-manzur-se-reunio-con-el-titular-del-indecEconomía 

En medio de la tensión por los precios, Juan Manzur se reunió con el titular del Indec

En medio de la implementación del congelamiento de precios impuesto por el Gobierno y el operativo de control que realiza el oficialismo en el Conurbano bonaerense y otros puntos del país, el jefe de Gabinete, Juan Manzur, recibió este lunes en la Casa Rosada al titular del Indec, Marco Lavagna, en una inusual cumbre que, ante las especulaciones, desde ambos lados se encargaron de relativizar.

El encuentro, que figuró en la agenda de Manzur desde el domingo a la noche, comenzó a las 8.30 y se prolongó por casi una hora en el despacho del jefe de Gabinete. Lavagna salió por la explanada de Avenida Rivadavia pasadas las 9.35 y evitó responder, cuando fue abordado por los móviles de radio y televisión.  

Lo curioso es que a pesar de que Manzur y Lavagna no aceptaron preguntas al cabo del encuentro, un rato más tarde se conocieron declaraciones del titular del Indec distribuidas por el equipo de prensa de Jefatura de Gabinete, con consultas periodísticas realizadas por empleados de Casa Rosada. Esta modalidad se viene repitiendo en los últimos tiempos, con mayor frecuencia al cabo de reuniones espinosas en las que el Gobierno busca ajustar el mensaje.  

“Fue una reunión de seguimiento de los distintos indicadores que desarrollamos en el Indec para ver cómo viene la evolución. Es muy bueno que el jefe de Gabinete esté al tanto de cómo va la evolución de cada uno de ellos”, dijo Lavagna, en un audio girado a los periodistas acreditados, que antes recibieron como respuesta que no habría contacto con los funcionarios.

“Es Importante -agregó Lavagna- el hecho de tener datos. Si uno no tiene información y no tiene datos es difícil después tomar decisiones y poder hacer políticas públicas que tengan mejores resultados. Por eso, tener datos confiables y certeros es fundamental para la toma de decisiones”.

Desde el organismo oficial de estadísticas luego indicaron que “casi no hablaron de precios” y que “se hizo un análisis de indicadores generales”. 

Negaron a su vez cualquier especulación respecto a presiones por parte de la Casa Rosada de cara al índice mensual del mes de octubre cuya publicación sería próxima a las elecciones generales. Con el antecedente de lo que ocurrió en la década pasada y en un momento en el que el Gobierno se endurece con el avance de dirigentes kirchneristas de la gestión cristinista, en el entorno de Lavagna fueron contundentes a la hora de reafirmar que no hubo ningún pedido del Gobierno. “Una cosa es lo que podamos querer todos (que no suban los precios) y otra es lo que da la realidad”, indicaron, en un intento por garantizar la transparencia de los datos futuros que presenté el organismo.

De todos modos, en medio del operativo de control que el Presidente acordó con los intendentes para garantizar que no haya subas en la canasta de 1432 productos con precio congelado dispuesto por el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti; el Gobierno busca tener parámetros que le permitan hacer un seguimiento semanal de lo que está ocurriendo con los precios.

“La idea de Manzur es tener indicadores todo el tiempo para monitorear mejor”, dijeron en el primer piso de Casa Rosada. 

Pero, por el momento, en el Indec no hay datos que le permiten a los funcionarios hacer un diagnóstico de la implementación del nuevo listado de precios, “Todavía (Marco Lavagna) no tiene datos sobre el impacto de la nueva resolución“, aseguraron. La próxima semana, prometió Lavagna a Manzur, podría tener novedades.  

Con un acumulado de inflación de 52,5 por ciento en los últimos doce meses y del 37% en lo que va de 2021, para el Gobierno se trata de un tema clave. La  inflación de octubre se conocerá tres días antes de las elecciones generales del 14 de noviembre. De hecho, el dato de septiembre se conoció el 14 de octubre y fue de 3,5%, por encima incluso del que auguraban algunos analistas privados. 

El tema de los precios es excepcional. Nosotros creemos que la inflación se va a lograr bajar en el marco de un acuerdo político que incluya a actores económicos, del trabajo y la producción. El control de precios es una medida de emergencia donde el Gobierno está buscando cuidar el bolsillo de las familias argentinas, más allá de lo electoral. No existe especulación de parte nuestra”. dijo Fernando “Chino” Navarro, secretario de Relaciones Parlamentarias de Jefatura de Gabinete, en diálogo con CNN Radio.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados