la-inflacion-de-2021-fue-del-50,9%,-pese-a-los-controles-y-cepos-que-puso-el-gobiernoEconomía 

La inflación de 2021 fue del 50,9%, pese a los controles y cepos que puso el Gobierno

Pese a los controles que aplicó el Gobierno, en diciembre la inflación marcó 3,8% y acumuló 50,9% en el 2021, según informó ayer el INDEC. Fue el segundo registro más alto de los últimos 31 años, tras el 53,8% de 2019.

En 2020, pandemia mediante, el índice había sido de 36,1%. La inflación creció casi 15 puntos porcentuales de un año a otro, pese a que el Gobierno intentó contener a los precios con medidas que no resultaron efectivas.

El congelamiento casi total de las tarifas, el atraso del dólar y los sucesivos acuerdos de precios no alcanzaron para frenar a la inflación. El índice creció empujado por las expectativas negativas y por la emisión de pesos por parte del Banco Central, que terminaron presionando sobre los precios. 

En diciembre, el Indice de Precios al Consumidor (IPC) subió 3,8% y volvió a tomar un impulso fuerte tras el impasse de 2,5% registrado en noviembre. El registro del último mes del año fue el más alto desde abril, cuando había marcado 4,1%.

En el mes lo que mas subió fue la división Restaurantes y hoteles (5,9%). También se destacó el rubro Bebidas alcohólicas y tabaco (5,4%), seguido por “Transporte” (4,9%) y “Prendas de vestir y calzado” (4,8%).

Desde el ministerio de Economía eligieron remarcar que “la inflación interanual bajó por tercer mes consecutivo en diciembre. En el marco de un alza de los precios a nivel global, el Gobierno continúa trabajando para alinear las expectativas de precios y salarios de cara al 2022″. 

La cartera que dirige Martín Guzmán también destacó que “la inflación fue impulsada por Alimentos y Bebidas no alcohólicas, que en diciembre aumentó 4,3% mensual (vs. 2,1% en noviembre), con mayores aumentos en todos los rubros -excepto en Frutas y Verduras-, destacándose el aumento de Carnes por segundo mes consecutivo”.

Según datos del Centro de Economía Política Argentina (CEPA), “los aumentos en el rubro alimentos se encuentran particularmente influenciados por el alza de precios de carnes y embutidos (no incluidas en el programa de congelamiento), que incrementaron sus precios en promedio un 10%. Si se quita la variación de precios de las carnes, el promedio simple de aumentos del rubro alcanza el 2%”.

Uno de los datos preocupantes que aporta el relevamiento del INDEC es que la inflación núcleo, que mide la variación limpia de los precios estacionales y los regulados, aumentó 4,4%. En el año, la núcleo acumula 54,9%. Esto da la pauta de que la inercia que trae la inflación.

Hacia delante, varios analistas observan una aceleración de los precios ante la expectativa de una mayor suba del dólar y la revisión de las tarifas.

“Este resultado muestra el fracaso de la estrategia oficial, vía controles, para contener la inflación, lo cual valida la expectativa de que este año la inflación volverá a ser muy elevada, más aún si se comienzan a ajustar precios que se encuentran atrasados”, indicaron desde la consultora C&T.

Pese a las críticas, el Gobierno insiste con el camino de los acuerdos de precios. Pocas horas después de que se conociera la inflación del 2021, el presidente Alberto Fernández presentó la nueva fase del acuerdo, que incluye 1321 precios.

Para enero la expectativa es que la inflación tendrá niveles similares a los de diciembre. “Lo más preocupante es que esto se da en el marco del congelamiento de tarifas, el atraso cambiario y los controles de precios”, señaló Eugenio Mari, economista jefe de Libertad y Progreso.

“Esto no es sostenible en el tiempo. Se siguen acumulando atrasos de precios relativos que tarde o temprano deberá equilibrarse y tendrá un impacto en la inflación futura. Pero no es simplemente que estamos trasladando inflación hoy a inflación mañana, sino que en el camino estas regulaciones e intervenciones generan distorsiones que afectan la inversión, la producción y el empleo“, apuntó Mari.

Argentina lleva 12 años con una inflación anual superior al 25%. Y ya acumula 17 años con un índice de precios anual de dos dígitos.

Para este año, el pronóstico de inflación tiene un escenario base del 54,8%, según el Relevamiento de Expectativas del Mercado que lleva adelante el Banco Central. Pero para varias consultoras ese solo será el piso, ya que estiman que el número final estará más cerca del 60%. Si se concreta será el nivel más alto para un año desde la época de la hiperinflación.

“Una inflación promedio anual del 18% durante 30 años es algo realmente preocupante para el desarrollo económico y social. Con esta inflación de 2021, el arrastre estadístico para el año 2022 es de 18,7%. Es decir, que la inflación seguirá en altos niveles durante este año, continuando las distorsiones que genera una inflación alta, principalmente para los sectores sociales de menores ingresos”, sostuvo el economista Nadín Argañaraz.

AQ

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados